Etiqueta - mochileros

Me cansé de Bagan, Myanmar (LO CONFIESO)

Creía que estar en Bagan sería el clímax del viaje por Birmania, por lo que significaba ver sus miles de estupas desde lo alto. Sin embargo, al cabo de 4 días terminé cansada y hasta hastiada de esta ciudad que muestra lo peor de un turismo aún incipiente en el resto del país. Y es que lo que más me gustaba de Myanmar, que era hablar con sus [...]

Leer más

▷Comer en TAILANDIA por 5 USD/día

El pasaje a Tailandia puede ser lo más caro que pagues en todo el viaje al «país de las sonrisas» porque allí el dinero «rinde» tanto que hasta puedes comer todo un día por 5 USD (que quéeeee!!!???), en Chiang Mai (norte). ¡Así es! Con lo que gastamos en una sola comida en otros países, o en un taxi en una gran ciudad suramericana, podemos [...]

Leer más

Cuando los «BEDBUGS» fueron mi «SUGAR DADDY»

Aunque aún salgo espantada cuando veo «bedbugs» o pulgas de cama en algún hotel, en una ocasión esos insectos me terminaron financiando un viaje, cual «sugar daddy»😂, por lo que un brote terminó convirtiéndose en una bendición. «No hay mal que por bien no venga» La historia sucedió hace ya varios años. No fue en el sudeste asiático, donde son tan [...]

Leer más

▷¿Qué inglés hablar en el sudeste asiático? (VIDEO)

Viajar por el sudeste asiático puede sonar aterrador cuando no hablas ninguna lengua local, pero en realidad moverse por acá es bastante fácil: con inglés sobrevives (como todo). La cuestión es… ¿qué tipo de inglés debes hablar para que te entiendan? Te lo explico en el siguiente video:

Leer más

▷Todo a 1 USD en Siem Reap, CAMBOYA (VIDEO)

Siem Reap es la ciudad al lado del inmenso complejo arqueológico de Angkor Wat, y al ver los precios tan regalados por los que se puede comer y hacer otras actividades en la segunda ciudad de Camboya, se entiende por qué el sudeste asiático está lleno de mochileros y viajeros de todo tipo. Es verdad que la entrada a Angkor Wat cuesta un ojo de la [...]

Leer más

De un antiguo topo viajero

A veces se me olvida que hace dos meses dejé de ser un topo y aún extiendo los brazos cuando amanece, cual faraón egipcio en película de terror, para palpar cada objeto de la mesa de noche en busca de aquellas gafas que, sin embargo, ya reposan en el baúl de los recuerdos. Se me olvida por la costumbre de haberlo hecho cada día desde que empecé la [...]

Leer más